Inicio Portwell Placa Nano-ITX para sistemas robustos

Placa Nano-ITX para sistemas robustos

183
0

Placa Nano-ITX para sistemas robustos

American Portwell Technology, dedicada a la producción de soluciones de computación industrial, ha presentado la nueva placa Nano-ITX para sistemas robustos NANO-6061 basada en la tecnología Braswell de Intel.

Basada en la familia de procesadores Intel Celeron y Pentium N3000, con un consumo de entre 4 y 10 vatios, tecnología hasta ahora conocida por el nombre en clave de Braswell, esta placa nano-ITX solamente mide 120×120 mm, y está destinada a proyectos embebidos.

Esta placa Nano-ITX para sistemas robustos también presenta una escasa altura, de tan solo 27 mm, contando pues con un factor de forma que le permite amoldarse a cualquier proyecto.

Ha sido concebida como un SBC (Single Board Computer, ordenador en una placa) de alto rendimiento para operativa 24/7 durante, por lo menos, 7 años.

Puede montar hasta 8 GB de memoria RAM DDR3L a 1333/1600 MT/s en formato SODIMM (memoria de portátil).

En el apartado gráfico, la nueva placa Nano-ITX para sistemas robustos integra una tarjeta de Intel de octava generación, que ofrece soporte para DirectX 11.1, OpenGL 4.2, OpenCL 1.2, además de contar con decodificación por hardware para diversos formatos de vídeo HD en paralelo.

Soporta resoluciones que llegan hasta los 3840×2160 si utilizamos la salida DisplayPort, 2560×1600 si utilizamos la VGA, y 2×24-bits con resoluciones de 1920×1200 si optamos por la conexión LVDS. Podemos conectar hasta tres pantallas independientes.

Las comunicaciones en la placa Nano-ITX para sistemas robustos

En cuanto a la conectividad, en esta placa Nano-ITX para sistemas robustos contamos con dos puertos USB 3.0 SuperSpeed que aseguran una velocidad de transferencia de datos alta junto a un bajo consumo energético, y un puerto USB 2.0.

Dispone también dos líneas PCI Express 2.0 de 5 Gb/s que pueden ser utilizadas como slots 1x mPCIe de medio tamaño (compartido con PCIe x1) y 1x M.2. Tres interfaces SATA 3.0 de 6 Gb/s (una de las cuales disponible como mSATA y dos puertos para M.2) facilitan la expansión del sistema.

En el apartado de conectividad a red, esta nueva placa Nano-ITX para sistemas robustos presenta un controlador Gigabit Ethernet Intel I211AT, que proporciona acceso a LAN dual mediante dos puertos RJ45.