Inicio Electromedicina Estación de trabajo para electromedicina

Estación de trabajo para electromedicina

268
0

Estación de trabajo para electromedicina

Kontron, fabricante global de Tecnología Informática Embebida (ECT), ha introducido la nueva estación de trabajo para electromedicina Clinic DCP 210 que facilita los procesos clínicos. El sistema almacena y archiva los datos del paciente, como evaluaciones de imagen médica e historial médico.

El modelo Clinic DCP 210 se puede integrar de forma rápida y segura en redes de centros hospitalarios mediante sus dos puertos Gigabit Ethernet aislados eléctricamente.

Los puertos de monitor, USB y RS232 hacen que la estación de trabajo sea ideal en una amplia variedad de aplicaciones de gestión de datos clínicos.

El almacenamiento de los datos de las pruebas del paciente supone un aspecto importante en los procesos clínicos modernos, pudiendo posteriormente acceder a imágenes antiguas y otros datos en pocos segundos. Las estaciones de trabajo para este entorno deben tener memoria suficiente e interfaces de alta velocidad. Con la DPC 210, Kontron aporta una alternativa flexible que se adapta a las necesidades de los centros hospitalarios.

La nueva estación de trabajo para electromedicina integra la placa madre Kontron KTQ67/Flex-MED que, a su vez, está equipada con dos puertos Ethernet aislados (compatibles con EN60601.1). También dispone de dos puertos DVI para poder controlar la salida de imagen en dos monitores HD.

Al usar las últimas CPU Intel Celeron dual-core y quad-core desktop, es posible adaptar el sistema a muy diversos requerimientos de una forma flexible. Además, la estación de trabajo tiene hasta 32 GB de DDR3 RAM e incluye un controlador Intel HD Graphics.

Dos puertos RS232 y seis puertos USB 2.0 y dos puertos Gigabit LAN (10/100/1000) completan el sistema. Las distancias de clearance & creepage se han aplicado para una altura de hasta 3000 metros.

La DPC 210 también se caracteriza por un drive DVD-R/W óptico y un disco duro de alto rendimiento y puede operar con diferentes sistemas, como Windows, Linux y Solaris 10 (certificado por Oracle). Los datos de imágenes de paciente capturados por resonancia magnética (MRI), CT, rayos X o ultrasonidos se puede descargar y procesar rápidamente con diversas aplicaciones. La información se introduce posteriormente en un DVD o se transfieren al Sistema Central de Archivo y Comunicación de Imagen (PACS).

Aplicaciones para la nueva estación de trabajo para electromedicina

Sin ninguna duda esta último producto fabricado por la compañía alemana está especialmente indicado en plataformas de diagnóstico clínico, quirófanos y salas de consultas.