Inicio Anatronic Adaptador mPCIe para CAN Bus

Adaptador mPCIe para CAN Bus

375
0

Adaptador mPCIe para CAN Bus

Innodisk, empresa representada por Anatronic, presenta un nuevo adaptador mPCIe para CAN Bus embebido que incorpora capacidad CANBus en sistemas embebidos y PC industriales (IPC) de aplicaciones de Internet de las Cosas.

El EMUC-B201 es un módulo periférico embebido mPCIe rugerizado que ofrece funcionalidad CANBus 2.0A/B de canal dual a un ordenador embebido o industrial.

Con CANBus usado ampliamente en sensores a bordo de vehículos y comunicación de subsistema, así como en automatización de factorías y sistemas de control, el EMUC-B201 fomenta la utilización de sistemas embebidos en coches e IPC para Industry 4.0.

Características técnicas del nuevo adaptador mPCIe para CAN Bus 

El EMUC-B201 puede interconectar dos canales CANBus a través del conector mPCIe o una conexión de cabezal de pin para comunicación USB 2.0 con el sistema principal.

Dirigido originalmente para comunicación y coordinación de subsistemas de automoción, el CAN Bus es un protocolo de comunicación en tiempo real que conecta sensores, actuadores y unidades de control electrónico – centralitas (ECU) y se utiliza en vehículos y tareas de control y automatización de factorías. Soporta CAN 2.0A (de menor velocidad y tolerante al fallo) y CAN 2.0B (de mayor velocidad).

Este adaptador mPCIe para CAN Bus puede conectarse a un sistema host mediante una interfaz física mPCIe o una conexión de cabezal de pin USB 2.0 en la placa. Además de ser compatible con un slot mPCIe estándar, el EMUC-B201 tiene tres huecos de montaje y se puede ubicar directamente en la placa madre embebida y conectar vía el cabezal de pin USB, permitiendo su instalación en sistemas sin un slot mPCIe libre.

Ha sido desarrollado para resistir condiciones físicas y eléctricas adversas de entornos industriales y automoción con un rango de temperatura operativa que se sitúa entre -40 y +85 °C. Y, por otro lado, su conector Gold Finger 30u y las mejoras en soporte de choque y vibración, resulta ideal para recorrer las carreteras.

Las conexiones CANBus están aisladas galvánicamente a 2500 V, protegiendo la tarjeta de condiciones de sobretensión, y se caracterizan por resistencias de terminación para “clarificar” la señal sin reflejos.