Inicio Advantech Trucos y consejos para reducir el ruido en la informática industrial

Trucos y consejos para reducir el ruido en la informática industrial

341
0

Trucos y consejos para reducir el ruido en la informática industrialPor Angus Yu, Director del área térmica en Advantech Networking and Communications Group

Si uno observa durante un largo plazo las demandas del usuario final en una serie de productos, podrá notar una evolución similar. Al principio, los consumidores sólo buscan tener un producto, entonces exigen rendimiento; una vez la tecnología ha madurado a un cierto nivel, comienzan a prestar atención a los detalles. La industria de TI es un ejemplo perfecto. Cuando llegó el PC por primera vez, la promoción era el objetivo principal, después de que el PC se hizo popular, sus características y rendimiento comenzaron a mejorar rápidamente. Ahora que la tecnología PC ha madurado, los fabricantes se centran en el bajo consumo de energía, la reducción del ruido, etc. En particular, la reducción del ruido se ha convertido en la tendencia de diseño principal para productos de TI. Los ordenadores industriales están siguiendo la misma tendencia.

Las aplicaciones de ordenadores industriales se diversifican: Advantech presenta ordenadores industriales silenciosos

En el pasado, los ordenadores industriales fueron ubicados en los lugares de fabricación o al aire libre, en ambientes bastante tolerantes al ruido. Sin embargo, debido a que las aplicaciones de los ordenadores industriales se han diversificado cada vez más, estos equipos también se están utilizando en interiores, en ambientes más sensibles al ruido, como en las comunicaciones de red y puntos de venta. Por ello, este fabricante ha introducido recientemente una serie de ordenadores industriales silenciosos.

La percepción humana es subjetiva, y el efecto que el sonido tiene sobre cada individuo es también subjetivo. La sensibilidad y tolerancia de cada persona al ruido es diferente. En general, el método principal de medición del nivel acústico en el pasado se basaba en el nivel de presión de sonido, y los requisitos de prueba se definieron en la norma ISO 7779. En los primeros años, el nivel acústico era un factor importante en la calidad del producto en general. La razón principal de que sólo se midiera el nivel de presión del sonido era que el equipamiento de medición requerido es relativamente simple. Así, cuando el desarrollo de equipos de medición no fue tan conveniente en comparación con el presente, basar el nivel acústico en el nivel de presión de sonido era lo normal.

En los últimos diez o veinte años, los fabricantes de ordenadores han estado utilizando el nivel de potencia acústica, basado en la norma ISO 3744, para evaluar el nivel acústico. La medición del nivel de potencia acústica se basa en la potencia global como estándar; este parámetro es menos susceptible a cambios en el entorno. Por esta misma razón, el nivel de potencia acústica está reemplazando gradualmente al nivel de presión acústica en los métodos de medición.

El reciente énfasis en la ergonomía, ha hecho cada vez más hincapié en la distinción entre sonido y ruido. Muchas veces, a pesar de que el nivel de presión acústica o las mediciones de nivel de potencia acústica son normales, los ruidos siguen siendo desagradables y dañinos. Esto es debido, principalmente, a los factores subjetivos antes mencionados de los sentidos humanos. Estos factores se han minimizado en ambos métodos de medición. Debido a estas demandas subjetivas, fue desarrollado el estándar de calidad del sonido. La calidad de sonido regula el nivel de ruido para diferentes frecuencias para reducir el impacto del tono puro, y satisfacer mejor las necesidades de los usuarios.

IPC-7220Usando el estándar ISO 7779: Limitando el nivel de ruido hasta un mínimo de 35 dBA

El estándar ISO 7779 es la prueba de especificación que se utiliza actualmente. Dado que los productos informáticos industriales están ubicados, en su mayoría, en salas de servidores y en exteriores, afecta menos directamente a las personas, y el ruido puede ser descuidado en cierta medida. Asimismo, el estándar ISO 7779 es simple, por lo que se entiende y acepta fácilmente por los clientes. El estándar ISO 7779 se puede medir por dos condiciones de usuario: operador o espectador. El primero se refiere al nivel de sonido sentido por el operador durante el funcionamiento del equipo, el segundo se refiere al nivel de sonido que un espectador podría oír (por ejemplo, un peatón visualizando una señal digital). Los productos de Advantech están diseñados principalmente para la condición de espectador. El nivel de ruido ocioso del sistema se regula a 35 dBA.

Los niveles acústicos aceptables pueden cambiar según la hora y el lugar. En general, un nivel de ruido aceptable va desde 30 a 35 dBA por la noche en el dormitorio, aproximadamente 40 dBA durante el día en la oficina (las oficinas más ruidosas van desde 45 a 55 dBA) y a partir de 60 dBA al aire libre. Así, cuando un sistema se coloca en el exterior, el ruido emitido a 35 dBA es más que aceptable y puede ser ignorado.

El diseño acústico de los productos se dirige principalmente a nivel de espectador. El nivel de ruido ocioso del sistema se regula a 35 dBA.

El sonido emitido por un ventilador en un sistema CPU embebido normal de bajo voltaje está alrededor de 40 a 45 dBA. Los ventiladores que se encuentran en servidores u ordenadores de alto rendimiento de CPU funcionan a unos 55 dBA o más. Y el nivel de sonido total del sistema puede ir de 70 a 80 dBA. Si se trata de un sistema embebido o un ordenador personal, los ventiladores producen la mayor parte del ruido del sistema. Por lo tanto, para reducir el ruido, tenemos que empezar por la gestión del ventilador.

Continua en Trucos y consejos para reducir el ruido en la informática industrial (II)